Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

Lunes, 21 de noviembre de 2011   |  Número 21
Acceda a nuestra hemeroteca
SENTENCIAS COMENTADAS
Sentencia de la Sección nº 18 de la Audiencia Provincial de Madrid, 26/10/2011
Absolución de la clínica por falta de relación laboral con el facultativo

La Sección Decimoctava de la Audiencia Provincial de Madrid ha confirmado la Sentencia dictada por el Juzgado de 1ª Instancia nº 49 de Madrid que desestimaba la Demanda interpuesta por una paciente frente a una Clínica por las secuelas padecidas tras una intervención de Nucleoplastia con láser y ozono.

La paciente fue diagnosticada de protusión central a nivel C6-C7, proponiéndose como tratamiento Nucleoplastia por radiofrecuencia o láser-terapia y ozono, y posteriormente infiltraciones paravertebrales. Previamente a la intervención la paciente firmó el preceptivo documento de Consentimiento Informado, y en fecha 25 de Abril de 2006 le fue realizada Nucleoplastia con láser y ozono a nivel C6-C7 bajo anestesia general.

Tras la intervención el Neurólogo apreció tetraparesia a nivel C6 que fue confirmada por Resonancia Magnética evidenciando una lesión medular secundaria a la lesión térmica en la cara medular anterior a nivel C6-C7.


De la prueba practicada en el procedimiento quedó acreditado que entre el doctor que efectuó la operación y la Clínica demandada no existía una relación laboral y, por ende, el médico no dependía de la Clínica ni jerárquica ni funcionalmente, siendo un profesional autónomo que hacía uso de las instalaciones de la Clínica para desarrollar su profesión, alquilando el quirófano y el material necesario para llevar a efecto las intervenciones quirúrgicas, pues la máquina de láser que se utilizó para la intervención quirúrgica fue alquilada por el propio doctor interviniente. Por tanto la Clínica sólo prestaba al facultativo sus dependencias, no pudiendo programar el trabajo de aquel ni dirigirle órdenes sobre la forma de desarrollar su profesión.

Así pues, la Audiencia Provincial de Madrid confirma las consideraciones de la Sentencia de Primera Instancia que concluyen la falta de responsabilidad de la Clínica en cuanto debe prosperar la excepción de falta de legitimación pasiva alegada por la entidad demandada de conformidad con lo establecido en la doctrina jurisprudencial del Tribunal Supremo en su interpretación del artículo 1.903 del Código Civil, no siendo aplicable dicho precepto.
 

| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2021 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com