Política de cookies

Utilizamos cookies propias y de terceros para recopilar información que ayuda a optimizar su visita. Las cookies no se utilizan para recoger información de carácter personal. Usted puede permitir su uso o rechazarlo, también puede cambiar su configuración siempre que lo desee. Al continuar con la navegación entendemos que se acepta nuestra política de cookies.

Lunes, 23 de enero de 2012   |  Número 25
Acceda a nuestra hemeroteca
SENTENCIAS COMENTADAS
Sentencia de la Audiencia Provincial de Valencia (Sección 7ª), núm. 417/2011, de 18 de Julio de 2011
El daño desproporcionado debe ser explicado por el facultativo a fin de alcanzar su absolución

La Sección 7ª de la Audiencia Provincial de Valencia ha desestimado el recurso de apelación formulado por un paciente, frente a la sentencia dictada en 1ª Instancia, que absolvió a los dos cirujanos que le operaron de las hernias que padecía, así como de la hipertrofia benigna prostática. El paciente sufría una hipertrofia benigna prostática multinodular adenomiomatosa, hernia inguinal derecha y hernia umbilical. Ingresó el día 21 de mayo de 2007 en el hospital para realizarle una doble intervención, en el mismo acto quirúrgico. Un doctor intervino las hernias y el otro doctor se ocupó de la patología prostática.

El paciente firmó los dos documentos donde prestaba su consentimiento para ser intervenido de ambas patologías, tras haber recibido la información necesaria al respecto. El día 21 de mayo de 2007 es operado bajo anestesia regional, primero de las hernias, realizándole una hernioplastia inguinal derecha con tapón y malla de tipo Perfix y una hernioplastia umbilical. A continuación, le operó el urólogo, extirpándole la próstata.

El día 22 de mayo, por la tarde, presentó abdomen distendido y globuloso, que tras la realización de una radiografía, fue informado de posible obstrucción intestinal mecánica, por lo que se procedió a realizar una laparotomía de urgencia para descomprimir las asas intestinales, donde se halló una zona de adherencias mesentéricas a unos 40 cm de la válvula íleo-cecal. Se le practicó una apendicetomía y descompresión por el muñón. Tras ingresar en UCI presentó inestabilidad hemodinámica y shock. Se realizó una RMN que informó de signos de leucopatía.

A partir del séptimo día en UCI aparecieron disfunciones de órganos, insuficiencia renal; insuficiencia intestinal por prolongación del íleo paralítico postoperatorio, shock séptico y fallo multiorgánico, que dejó al paciente en situación de coma vigil. De la prueba practicada en el procedimiento quedó acreditado, y así fue expuesto por todos los peritos ponentes, de los cuales tres fueron nombrados a requerimiento judicial, a excepción del perito del paciente, que las dos intervenciones quirúrgicas fueron acordes con los patrones técnicos operatorios establecidos por la ciencia en el momento del acto asistencial. Negando categóricamente que las adherencias en el asa intestinal se debieran a la intervención de la próstata y de las hernias, habida cuenta, dichas intervenciones no se producen en el abdomen, y jamás podrían haber dañado el asa intestinal.

Además, recalcaron que dichas adherencias son congénitas, de nacimiento, y jamás podrían haber surgido en un plazo tan corto (tres días) desde la intervención. Asimismo, explicaron que esta complicación no estaba descrita en el documento de consentimiento informado dado que no es una patología que esté asociada a las operaciones efectuadas, al igual que tampoco guardan relación las intervenciones practicadas con la afección cerebral.

La Sala consideró que el resultado obtenido había sido desproporcionado. Ahora bien, entendió que, las distintas pruebas periciales, acreditaban que, tras la intervención quirúrgica, y fruto de la anestesia, el paciente sufrió un íleo paralítico, que se convirtió en mecánico por la presencia de unas adherencias mesentéricas de carácter congénito o previas a la intervención, y ajenas a la misma, no detectables por los medios preoperatorios ordinarios, puesto que son de difícil detección. Por tanto, los demandados consiguieron aportar una explicación coherente que les aleja de cualquier tipo de responsabilidad, en la medida en que emplearon todos los medios disponibles para lograr la curación del enfermo
 

| La información que figura en esta edición digital está dirigida exclusivamente al profesional destinado a prescribir o dispensar medicamentos por lo que se requiere una formación especializada para su correcta interpretación |

© 2004 - 2021 Sanitaria 2000, S.L. - Todos los derechos reservados.
agencia interactiva iberpixel.com